Jesús Murillo es un comerciante dueño de una papelería con especialidad en dibujo técnico y pintura. Ante la necesidad de tener un espacio para ampliar su negocio, sin querer queriendo, surgió Fulgor.

Es a un costado de la papelería de Jesús, donde Fulgor, se encuentra. Pero el plan inicial no era la creación de una cafetería, sin embargo, las ideas de ocupar el espacio vecino a Tecnidiseño para que estudiantes y artistas consumieran material de papelería dio para más y así, nació Fulgor.

“Ante la necesidad de crecer, solicitamos un espacio que estaba continuo a la papelería el cual era más grande, sin embargo no podía adquirir sólo una parte, era todo el área o nada. Al principio, la intención para ese espacio extra, era hacer un centro cultural que se adecuara a las necesidades de este negocio.”

“Se intentó involucrar autoridades para el proyecto, ya que no era sostenible por el costo, entonces se optó por dar talleres y servicios de acorde al negocio de la papelería: el arte”, relató.

Anteriormente, el local ubicado en la Avenida Ruperto Paliza, fue una discoteca. Fue al equipo de Tecnidiseño al que le tocó transformarlo. Al ir buscando mejoras para este espacio, se instalaron mesas de trabajo para que estudiantes y artistas llegaran a hacer sus trabajos en equipo o realizar trabajos con materiales que compraron en la papelería Tecnidiseño.

“En el momento en el que el lugar quedó listo, nos gustó tanto que decidimos agregarle la venta de snacks pero el lugar daba para algo más que una carreta con cocas, entonces, se puso la cafetería”

El 22 de Agosto del 2016, fulgor abre sus puertas. Paninis, crepas, ensaladas y café; es lo que el menú ofreció en su apertura. Más adelante, los visitantes comenzaron a solicitar desayunos y así, el menú fue creciendo como su clientela.

Algo más que un buen café

Los principales consumidores de la cafetería son estudiantes y artistas, por el sector en el que se encuentra. Integrantes de la Orquesta Sinaloa de Las Artes, eligen Fulgor como su punto de reunión para ensayar y los alumnos de la Universidad Casa Blanca, como un lugar para hacer tareas.

En la cafetería se han llevado a cabo obras de teatro, ruedas de prensa y presentaciones de libros, pero Jesús Murillo tiene un plan más allá de eso, pues compartió que además de impartir talleres, las paredes de Fulgor, funcionará como una galería para que los artistas y clientes de Tecnidiseño, compartan sus pinturas y dibujos.

Lo nuevo en Fulgor

Se está habilitando un espacio para la realización de juntas y eventos sociales. Con la finalidad de cumplir con las peticiones de algunos usuarios. El menú ha incluido nuevos platillos y bebidas como café de olla, además, de la modalidad de pedir tu comida por whatsapp.

El horario de fulgor es de 8:00 a 20:00 horas, pero hay un plan para abrir un horario más, pues “se ha pensado en que después del horario de cierre actual, el café se convierta en un bar con un concepto bohemio, con música en vivo”, reveló Jesús Murillo.

El comerciante, dueño de Tecnidiseño y Fulgor, está en busca de algún grupo o artista local, el cual, pueda ser el próximo show en vivo del futuro bar.

Quizá te interesa leer: El Matachín, la cerveza artesanal culichi que busca cuidar el medio ambiente

¿Te gusta nuestro contenido? Ayúdanos a compartirlo y síguenos en facebook @JoyCBV  donde descubrirás algo nuevo cada día. 

Fotografía: Internet

Facebook Comments

Etiquetas: , , , , ,