A sólo media hora de Culiacán se encuentra Tacuichamona, un pequeño pueblo escondido entre cerros y vegetación, ideal para escaparte un fin de semana, olvidarte de los pendientes y disfrutar del clima fresco, comida típica y los atractivos del lugar.

Para llegar a este poblado debes tomar la carretera federal México 15 hacia el sur, y a sólo 45 kilómetros encontrarás una desviación a la izquierda que conduce al pueblo.

Uno de los principales atractivos de este lugar son sus rústicas cabañas de madera, las cuales se localizan en un complejo turístico a pocos minutos del poblado.

Imaginate despertarte una mañana, con la brisa fresca, una taza de café y la vista de la naturaleza en su máximo esplendor. Eso es lo que ofrecen las cabañas de tacuichamona, las cuales cuentan con un restaurante para disfrutar de delicias culinarias típicas de la región entre otras amenidades como paseos en caballos, cuatrimotos y lanchas. 

Dentro del poblado también se encuentra una atractiva zona histórica, ideal para realizar caminatas por el campo y en algunas de los cerros cercanos y en las orillas del río se encuentran antiguos petroglifos tallados en piedra, que cuentan la historia de las comunidades prehispánicas que alguna vez habitaron el lugar.

Para conocer más de la historia del sitio, una visita obligada es el museo comunitario donde conservan distintas  piezas arqueológicas descubiertos en los alrededores.

¿Te gusta nuestro contenido? Ayúdanos a compartirlo y síguenos en facebook @JoyCBV  donde descubrirás algo nuevo cada día. 

Quizá te interese leer: Surutato, un sitio mágico entre pinos y montañas.

Facebook Comments

Etiquetas: , , , ,